Día 1:  Negombo , Anuradhapura y Mihintale

Nuestro vuelo salía del aeropuerto de Barcelona, nos presentamos en el mostrador de Emirates con nuestras mochilas a cuestas cruzando los dedos para que no nos hicieran facturarlas.

mochilas

No tuvimos problemas así que sólo nos quedaba pasar el control de seguridad y esperar la salida de nuestro avión.

mihintale

Antes de aterrizar son impresionantes los bosques de palmeras que se ven desde la ventana del avión, una mezcla de nervios y emoción me recorre el cuerpo en breve estaría pisando un nuevo país.

  • Llegada 

Llegamos al aeropuerto de Colombo a las 9:30h. una hora más tarde de lo previsto, hacíamos escala de 2 horas en Dubai pero el vuelo salió con retraso.

Compramos las tarjetas Sim cuestan unos 3€ 5gb, ya que utilizamos el google maps en nuestros desplazamientos.

Al llegar al aeropuerto de Colombo lo primero que nos llama la atención es la cantidad de tiendas de electrodomésticos en la misma zona de llegadas. 

Cambiamos algo de dinero en el mismo aeropuerto. En Sri Lanka hay un montón de sitios en los que poder hacerlo así que se puede hacer tanto en el aeropuerto como una vez salgamos de él. Joyerías y distintos establecimientos ofrecen un cambio muy bueno.

  • Salida del aeropuerto

Los primeros pasos fuera del aeropuerto fueron de agobio, había muchísima humedad lo que nos dificultaba respirar. Ahí nos encontrábamos por primera vez en un país asiático con muchísimas ganas de comenzar el viaje.

Estuvimos un rato paseando arriba y abajo hasta que vimos a los de Alma Tours que venían a buscarnos tal como habíamos quedado.

Después de unos 15-20 minutos en coche llegamos a su local en Negombo dónde hicimos todos los trámites para alquilar el TukTuk que nos acompañaría por nuestra aventura Ceilandesa. Podéis leer el proceso de alquiler del tuk tuk en el siguiente enlace. Sri Lanka en Tuk Tuk.

tuk tuk en Negombo

Después del papeleo pondríamos rumbo a Anuradhapura, nos esperaban unas 5 horas hasta llegar. El trayecto en tuk tuk te da mucha libertad pero es lento ya que no pasa de 45km/hora.

  • Ya tenemos nuestro tuk tuk

Nos lanzamos a la carretera, Negombo es una ciudad grande, con tráfico y mucho movimiento. Para nosotros supuso un gran choque la llegada al país, sobretodo porque éramos novatillos por Asia.

Durante el camino fuimos parando en lugares que nos llamaban la atención, los paisajes eran preciosos. Al borde de la carretera puestos de comida, frutas, verduras, comida caliente, pan… Nos miran curiosos, para ellos no es normal ver a turistas conduciendo un tuk tuk. Había muchos animales, perros, monos, lagartos, vacas…

  • Llegada a Anuradhapura

Llegamos a Anuradhapura, nos alojamos en Heaven Upon Rice Fields, la reserva la hicimos desde casa, es una guesthouse de dos habitaciones, lugar muy sencillo, rodeado de campos de arroz,  nos costó un poquitín encontrarlo ya que la ubicación del Google maps no era exacta.

Al llegar nos recibieron con un zumo de frutas, el dueño es muy atento y nos dio un mapa de la zona e indicaciones para llegar a Mihintale.

Cuando planificamos el viaje teníamos claro que solo íbamos a ir a una de las ciudades antiguas ya que las entradas a los lugares turísticos en Sri Lanka son abusivas, decidimos visitar Polonnaruwa.

Nuestro paso por Anuradhapura podríamos habérnoslo saltado. Si queréis visitar la ciudad antigua id preparando 25$ por persona.

Anuradhapura fue la capital histórica de Sri Lanka, actualmente centro de peregrinación y lugar sagrado para el budismo.

Destaca su estupa que cuando fue construida medía 122 metros de altura y era la tercera estructura más alta del mundo tras las pirámides de Egipto y el árbol Bodhi del conocimiento.

Intentamos acercarnos a las ruinas en tuk tuk ya que habíamos leído que había zonas visitables sin pagar entrada.

De lejos pudimos ver la gran estupa, pero al vernos acercarnos con el tuk tuk nos pararon para que pagaramos y decidimos poner rumbo a Mihintale.

  • Mihintale

Mihintale se encuentra a 13 km de Anuradhapura y es una de las ciudades antiguas del país.

En el mes de junio los budistas celebran en Mihintale la Poson Poya. Mihintale se considera el lugar de llegada del budismo a Sri Lanka.

Mihintale es una colina y para llegar hay que subir una escalinata de granito de 1843 escalones. Muchos monos nos acompañaron en nuestra ascensión. monos sri lanka

La entrada cuesta 500 LKR por persona.

Al llegar arriba nos deberemos descalzar.

En el punto más alto se encuentra la Ambasthale Dagoba y una estatua del rey.  En el otro lado se puede ver una gran estatua blanca de Buda sentado.  También podemos una gran roca a la que se puede subir que representa una huella de Buda.

Todo ello representa al primer día en el que el rey se convirtió al budismo.

mihintale

buda mihintale

Nuestra llegada a Mihintale coincidió con la gran luna que tuvo lugar en el mes de noviembre. Para el budismo los días de luna llena son muy importantes y se celebra e.

poya day

Los Poya Day coincidiendo con la luna llena son días de fiesta en Sri Lanka. Es una fiesta budista y la mayoría de comercios están cerrados y la venta de alcohol y carne está prohibida.

Después de la visita volvimos a nuestro alojamiento para cenar. Llevabamos todo el día en movimiento desde que habíamos salido de casa y estábamos agotados.

Allí disfrutamos de una buena cena cingalesa casera preparada por ellos en una pequeña terracita acompañada de unas cervezas Lion.

Al día siguiente visitaríamos Aukana, Dambulla, Pidurangala y llegaríamos para hacer noche en Polonnaruwa.

Guía de los 10 días en Sri Lanka y Maldivas

Te podría interesar...

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: