Día 4: Ella, en las tierras altas, entre montañas, campos de té y vías del tren

Gente local paseando por las vías, es sorprendente

vias-tren-ella

Ella está situada en la zona central de Sri Lanka, rodeada de plantaciones de té montañas y cascadas.

Es un lugar muy concurrido por turistas. Aunque realmente sólo sea una calle llena de restaurantes, hoteles, supermercados y la estación de tren, se pueden hacer diferentes rutas a pie, visitar plantaciones de té o realizarse algún tratamiento ayurveda.

La llegada a Ella no pudo ser mejor, el hotel, el ambiente, las vistas, la naturaleza

Nos alojamos en Country Homes, unas cabañas con unas vistas preciosas a la montaña, es un lugar en el que se respira una tranquilidad increíble. Nos hubiéramos quedado de haber podido más de un día. En el minibar había cervezas, e incluso una botella de vino.

De los lugares dónde nos alojamos en Sri Lanka es con diferencia el que más nos gustó.

Al llegar subimos a la cabaña, las escaleras son bastante empinadas, para nosotros no fue ningún problema, las mochilas nos las subió un chico de allí.

country-homes-ella

Una vez dejamos las mochilas, cogimos nuestro tuk tuk para ir a cenar algo.

  • Ella de noche

El ambiente de la zona más comercial era totalmente diferente a lo que habíamos visto en el resto de nuestra travesía Ceilandesa. Todo era más moderno, con un ambiente más turístico. Aquí salimos a cenar, ya que en el resto de paradas cenábamos en las guesthouses dónde nos alojábamos.

Intentamos ir a cenar a AK Ristoro ya que habíamos leído muy buenas opiniones. Como nos pasa en la mayoría de los viajes siempre que elegimos un sitio o está cerrado, o no existe. En este caso no iba a ser la excepción,  estaba cerrado por reformas y justo abrían al día siguiente.

ella-noche

Pero como no hay mal que por bien no venga, nos topamos con el Café Chill, ¡qué gran descubrimiento! de ambiente muy turístico, con buena música. Cenamos en la terraza unas hamburguesas con unas Lion y después de la cena unos mojitos que estaban ¡¡riquísimos!!. Después de tantos kilíometros en Tuk Tuk fue un descanso merecidísimo. Después de la cena nos subimos al Tuk Tuk y regresamos a “casa”.

Por la mañana despertamos por la luz natural que entraba en la habitación, todo un lujo abrir los ojos y ver sólo verde por la ventana. Antes de desayunar y de dejar la habitación nos subimos en el tuk tuk y fuimos a buscar el Nine Arch Bridge. Utilizamos el Google Maps y nos llevó a una ubicación que no era correcta, era un puente, unas vías, pero nada que ver con el de los nueve arcos.

  • Nine Arch Bridge

Recorrer las vías del tren era algo que queríamos hacer, ya que habíamos leído sobre ello y una vez allí no queríamos dejar pasar la oportunidad de realizarlo. Y allí estábamos en medio de las vías sin saber para dónde tirar.

vias-tren-ella-personas
Nos llamó la atención la cantidad de gente local que pasaba por las vías, las utilizan para desplazarse, grupos de niños que iban a la escuela, hombres, mujeres… era como hacer un viaje al pasado.

Preguntamos por el Nine Arch Bridge y nos indicaron el camino así que disfrutamos de los paisajes, de las miradas curiosas de los niños y sus saludos siempre sonrientes, algo que siempre recordaremos, su espontaneidad, simpatía, qué bonitos…

Después de andar mucho, mucho rato,  llegamos a la estación de Ella y al preguntar nos dijeron que íbamos por el buen camino pero aún nos quedaban unos 45 minutos para llegar así que decidimos volver sobre nuestros pasos e intentar llegar con el Tuk Tuk.

Recordaba que había leído que el 98 Acres Resort estaba cerca así que lo pusimos en el Maps y pusimos ahora sí, rumbo al puente.

  • Localizado

Aparcamos al lado de un chiringuito al final del camino. Una mujer con su pequeño hijo nos indicó que en 10 minutos llegaba el tren y desde que lado venía. Nos sentimos muy afortunados, ya que el tren no pasa con mucha frecuencia. Después del tiempo que habíamos perdido buscándolo creíamos casi imposible poder ver el tren pasar.

Bajamos rápidamente hacia las vías, y allí ya veíamos a más gente esperando. Al cabo de poco ahí venía de color azul, un tren no muy antiguo, con gente asomada, saludando, turistas y locales. Fue una bonita experiencia, algo para recordar.

Nine-Arch-Bridge

tren-nine-arch-bridge

Una vez visto el tren fuimos a desayunar. Con la panza llena fuimos a visitar una de las muchas fábricas de té que hay en el país.

  • Halpewatte Tea Factory

Sri Lanka es un país en el que su principal actividad comercial es la agricultura, destaca la  exportación de té, caucho y cocos.

El 29,6% del suelo de Sri Lanka está en cultivo. El té sólo cubre el 12% del área cultivada, pero proporciona cerca de una cuarta parte de las ganancias por exportaciones del país, su principal variedad lleva el nombre de Ceilán, el  antiguo nombre de la isla.

  • El país del Té

No podíamos perdernos la visita a una de sus fábricas  en nuestro caso Halpewatte Tea Factory.

Nuestra experiencia en esta fábrica fue muy buena. Un guía nos explicó de una manera didáctica e interactiva el proceso de la elaboración del té. Desde que se recoge la hoja hasta que se empaqueta y está listo para su distribución. Al finalizar la visita degustamos las diferentes variedades con vistas a los campos de té. La entrada y la visita guiada nos costó 300LKR por persona.

Nos comentó que las recolectoras de Té, recogían 20 kgs al día por 700 rupias (unos 4 euros). Para llegar a esa cantidad suelen tardar entre 8 – 10 horas. Se les pagan incentivos por cada kilo extra. Llovía y a pesar de la lluvía pudimos verlas cargadas con bolsas recogiendo hojas de té.plantaciones-te-sri-lanka

Las áreas del Té en Sri Lanka

  • Kandy, fue la primera región en la que se cultivó el té en Sri Lanka. Ideal para quién disfruta del té fuerte y lleno de sabor, mejor tomarlo acompañado de leche.
  • Nuwara Eliya, té delicado, único y con un sabor característico. Es el más importante de Sri Lanka, cultivado a 1900 metros del nivel del mar. Se puede tomar sólo o con hielo para hacerlo más refrescante.
  • Dimbulla, refrescantemente la lluvia del monzón y el tiempo seco y frío. Producen una gama de tés con cuerpo y delicados. Para disfrutarlo con o sin leche.
  • Uva, esta región es llamada así ya que el té de la zona tiene cierto sabor a uva. Cultivado entre 1100 y 17000 metros sobre el nivel del mar. Perfecto para tomarlo solo.
  • Ruhuna, estas plantaciones están poco elevadas, únicamente a 600 metros del nivel del mar, en el sur de Sri Lanka. De sabor fuerte y dulce, se puede tomar con o sin leche.
  • Uda Pusselawa, localizada al este de Nuwara Eliya el té se cultiva en montaña con diferentes sabores según los periodos del año.

Lo que más nos gustó fue el paseo por las vías del tren, los paisajes, nuestro alojamiento, la cena en Chill Café como si por unos momentos hubiéramos cambiado de país.

Lo que hubiéramos hecho de tener más tiempo: hubiéramos subido al Little Adam’s Peak, Ella Rock y las cascadas Ravana. También hubiera sido genial realizar en tren el famoso recorrido entre Nuwara Eliya y Kandy. Quién sabe, quizá en nuestra siguiente visita a Sri Lanka.

  • Nos despedimos de Ella

Nos había encantado estar por allí y dejábamos cosas por ver pero teníamos que llegar a Uda Walawe. ¡quedaba mucho por recorrer!.

La intención era ir al Lipton’s Seat, pero el tiempo no acompañó. Llovía mucho, había muchísima niebla y perder tiempo en llegar no salía a cuenta ya que no veríamos nada.

De camino a Uda Walawe paramos a comer un arroz. Lo pagamos a precio de oro para ser Sri Lanka, nos vieron turistas y no teníamos ganas de regatear.

La lluvia nos fastidió un poco los planes. Llovía con fuerza, íbamos con la lona del tuk tuk bajada por lo que tampoco podíamos ver nada del recorrido. Muchas horas conduciendo y cuando ya quedaba poco para llegar la carretera por la que teníamos que ir estaba cortada. Como resultado tardamos una hora más de lo previsto en llegar.

Guía completa de Sri Lanka – Maldivas

Te podría interesar...

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.